Europa

Noticias por hora

Marlaska asume el mando directo de todas las policías de España


El Gobierno, y en concreto el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, asumirá el mando directo de todos los cuerpos policiales del Estado, incluidos los autonómicos y municipales. Así lo establece el borrador del decreto de declaración del estado de alarma que ahora mismo debate el Consejo de Ministros, y que aún está sujeto a cambios.
El texto, al que ha tenido acceso 20minutos.es, establece que los integrantes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, los cuerpos de policía de las comunidades autónomas y de las corporaciones locales quedarán bajo las ordenes directas del titular del Ministerio del Interior". Marlaska podrá "imponerles servicios extraordinarios por su duración o por su naturaleza".
Las policías, para hacer cumplir el decreto, asumen competencias especiales. Según dice el texto, los agentes de la autoridad "podrán practicar las comprobaciones en las personas, bienes, vehículos, locales y establecimientos que sean necesarias para comprobar y, en su caso, impedir que se lleven a cabo los servicios y actividades suspendidas", entre las que se cuentan la apertura al público de locales de ocio y restauración, recintos deportivos o venta de productos no imprescindibles.
El borrador también abre la puerta a que Marlaska dé órdenes directas a Protección Civil para asegurar sus "servicios de intervención y asistencia en emergencias". Y con respecto al Ejército, el decreto apunta que el Gobierno queda facultado a recurrir a las Fuerzas Armadas "para el eficaz cumplimiento de las medidas", aunque sin ofrecer más detalles.

Requisas de bienes y escolta a los transportes de alimentos

Además, el Gobierno estará capacitado para ejecutar "requisas temporales de todo tipo de bienes necesarios" para garantizar el cumplimiento de las medidas. "En particular", señala el borrador del decreto, "para la prestación de los servicios de seguridad o de los operadores críticos y esenciales". Y además, el Ejecutivo podrá imponer a los ciudadanos "la realización de prestaciones personales obligatorias imprescindibles para la consecución de los fines de este real decreto".
Las fuerzas de seguridad -incluidas las Fuerzas Armadas- coordinadas por Marlaska también tendrán la misión de, si fuera necesario, escoltar los vehículos que transporten productos de primera necesidad, especialmente alimentarios. Y, en esa línea, los diferentes cuerpos policiales y el Ejército podrán establecer "corredores sanitarios para permitir la entrada y salida de personas, materias primas y productos elaborados" desde o hacia "establecimientos en los que se produzcan alimentos, incluidas las granjas, fábricas de piensos para alimentación animal y los mataderos".