Europa

Noticias por hora

Así será (por ley) la 'nueva normalidad' en España


En su reunión ordinaria, el Consejo de Ministros del Ejecutivo español ha aprobado este martes la normativa oficial por la que se regirá la nueva normalidad en el país.
El llamado 'Real Decreto Ley de medidas urgentes de prevención, contención y coordinación para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el covid - 19' recoge, tal como ha precisado el ministro español de Sanidad, Salvador Illa, "todas aquellas medidas que estaban vigentes en el periodo de estado de alarma y que deben seguir en vigencia" hasta que se acabe con el virus, que será cuando se disponga de "una terapia eficaz o una vacuna efectiva contra el mismo".
La norma aprobada este martes detalla la regulación de diversos aspectos de la vida diaria que, en conjunto, constituirán la 'nueva normalidad', un periodo provisional marcado por unos usos cotidianos concretos cuyo propósito es "convivir con el virus evitando su propagación", según resumió el propio ministro Illa.
A continuación, los puntos más importantes dentro de los principales ámbitos regulados por este nuevo decreto.

Uso de mascarillas

  • Bajo la nueva ley, se mantiene la obligatoriedad de usar mascarillas en la vía pública, en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público, siempre que no resulte posible garantizar una distancia física de al menos un metro y medio.
  • También será obligatorio llevar mascarillas en medios de transporte aéreo o marítimo, en autobuses y trenes, así como en todos los transportes públicos y hasta en vehículos de menos de nueve plazas, si los ocupantes no conviven en el mismo domicilio.
  • El incumplimiento de esta norma acarreará una multa de 100 euros.

Detección precoz y vigilancia epidemiológica

  • El covid-19 pasa a ser una enfermedad de declaración obligatoria urgente, lo cual significa que habrá que facilitar a la autoridad de salud pública competente todos los datos necesarios para el seguimiento y la vigilancia epidemiológica del virus; incluidos, en su caso, los datos necesarios para identificar a la persona afectada.
  • La nueva norma obliga a las diferentes comunidades autónomas a suministrar información al gobierno central cuando se produzcan situaciones de emergencia que afecten a la salud pública.
  • En el caso de que las autoridades sanitarias necesiten realizar un rastreo de los contactos de las personas potencialmente afectadas, todos los establecimientos, organismos y medios de transporte públicos o privados tendrán la obligación de facilitar toda la información disponible sobre los posibles infectados.
  • Las comunidades autónomas tendrán que garantizar que realizarán pruebas diagnósticas por PCR en todos los casos sospechosos de covid-19 que detecten en su territorio.

Atención sanitaria

  • Las administraciones territoriales deberán garantizar un número suficiente de profesionales sanitarios disponibles para el control de la enfermedad, tanto mediante su diagnóstico temprano como en la atención a los contagiados. Además deberán disponer de planes de contingencia para asegurar una respuesta rápida, suficiente y coordinada ante situaciones de riesgo para la salud pública.
  • Especial mención a las residencias de personas mayores o con necesidades especiales: las administraciones competentes deben garantizar la adecuada coordinación de estos centros y dotarse de la capacidad de identificar rápidamente posibles casos entre residentes y trabajadores.

Entornos comerciales y laborales

  • Los centros de trabajo y establecimientos comerciales deberán adoptar las medidas de prevención necesarias para evitar aglomeraciones, tales como la redistribución de los espacios o el establecimiento de turnos separados de entrada y salida.
  • Para hacer posible el cumplimiento de estas medidas, las comunidades autónomas garantizarán la disponibilidad y el abastecimiento de los materiales adecuados, como mascarillas quirúrgicas, geles hidroalcohólicos u otros productos necesarios para la protección de la salud.