Europa

Noticias por hora

El Congreso dará entrada a Vox en la Junta Electoral y Cs se queda fuera


La pandemia del covid-19 ha congelado España durante tres meses. Ha paralizado hasta renovaciones de instituciones que no suelen ser muy conflictivas y que tienden a pasar más desapercibidas, aunque sean relevantes. Es el caso de la Junta Electoral Central (JEC), el órgano administrativo que ejerce de árbitro en los procesos electorales y que ha tomado decisiones de mucho peso en los últimos años, como la participación o no de Vox en los debates o la inhabilitación como diputado autonómico del 'president' de la Generalitat, Quim Torra.
Pero ahora, siete meses después de las elecciones generales del 10 de noviembre y a un mes de las autonómicas vascas y gallegas del 12 de julio, el relevo en la JEC se reactiva. De los cinco miembros que han de elegir los grupos, dos los elegirá el PSOE, y los tres restantes PP, Vox y Unidas Podemos. Sale del órgano Ciudadanos, dado el batacazo sufrido en las urnas, cuando pasó de 57 a solo 10 diputados. Los nombres de los cinco aspirantes se registrarán este mismo lunes, 15 de junio.
La ultraderecha, pues, se estrenará en el órgano encargado de velar por la transparencia, objetividad e igualdad de los comicios. Y tendrá su asiento, recuerdan fuentes de la cúpula del PSOE, partido mayoritario en la Cámara Baja, por pura matemática, porque la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (Loreg), la norma que marca las reglas del juego, impone que entren en el órgano las fuerzas políticas en razón de su representación en las urnas. Vox, con 52 escaños es la tercera formación en el hemiciclo (tras PSOE, con 120, y el PP, con 88), mientras que Cs es la quinta (por detrás de UP, con 35 y ERC, con 13) y sexto grupo parlamentario.
La JEC se forma en cada legislatura y la componen ocho magistrados del TS elegidos por sorteo por el CGPJ y cinco catedráticos aupados por los grupos
La JEC es un órgano permanente —no se disuelve tras la proclamación de los electos— y está compuesta por ocho vocales magistrados del Tribunal Supremo, designados por sorteo, y cinco vocales catedráticos de Derecho o de Ciencias Políticas y de Sociología, "en activo, designados a propuesta conjunta de los partidos, federaciones, coaliciones o agrupaciones de electores con representación en el Congreso de los Diputados". Además, el secretario de la JEC es el secretario general del Congreso y el director de la Oficina del Censo Electoral participa con voz y sin voto.
Un cupo y otro deberán elegirse, dice la ley, en los 90 días siguientes a la sesión constitutiva de la Cámara Baja. Las Cortes Generales de la XIV Legislatura se conformaron el pasado 3 de diciembre, así que el plazo se consumía el 3 de marzo, justo a las puertas del estallido de la emergencia sanitaria del coronavirus. La Loreg señala que cuando la propuesta de los vocales catedráticos no tenga lugar en esos 90 días, "la Mesa del Congreso de los Diputados, oídos los grupos políticos presentes en la Cámara, procede a su designación, en consideración a la representación existente en la misma".
Dos de los cinco vocales serán designados por el PSOE, y otro más por PP, Vox y UP. El martes la Mesa aprobará los nombres y luego habrá 'hearing'
Esa redacción hace fáciles los cálculos: dos miembros para el PSOE, y uno para PP, Vox y Unidas Podemos. En la legislatura anterior, la fallida, la emanada de las elecciones del 28 de abril, dieron un reparto de dos vocales para los socialistas (Juan Montabes y Consuelo Ramón), uno para el PP (Carlos Vidal), uno para Cs (Silvia del Saz) y uno para los morados (Inés Olaizola). Fuentes de la dirección del PSOE ya han hablado con UP, PP y Vox para proceder a la renovación inmediata de la JEC.
El presidente de la Junta Electoral, el magistrado Antonio Jesús Fonseca-Herrero Raimundo, preside la reunión de este órgano el pasado 28 de mayo. La sede de la JEC es el Congreso de los Diputados. (EFE)© Proporcionado por El Confidencial El presidente de la Junta Electoral, el magistrado Antonio Jesús Fonseca-Herrero Raimundo, preside la reunión de este órgano el pasado 28 de mayo. La sede de la JEC es el Congreso de los Diputados. (EFE)El presidente de la Junta Electoral, el magistrado Antonio Jesús Fonseca-Herrero Raimundo, preside la reunión de este órgano el pasado 28 de mayo. La sede de la JEC es el Congreso de los Diputados. (EFE)
¿Podía haber impedido el bipartito la entrada de la formación de Santiago Abascal? Según defienden fuentes próximas al presidente, Pedro Sánchez, la respuesta es no. "La representación, como dice la ley, es proporcional al peso de cada uno. Ahí no hay un acuerdo político. Es simplemente lo que nos toca a cada uno. Es por grupos parlamentarios, por su peso en la Cámara, no por acuerdos de mayorías", explican desde la cúpula del Grupo Socialista. "Es matemático y punto, no hay más".
Paloma Esteban
En Ferraz inciden en la misma idea: no hay nada más opuesto al PSOE que la ultraderecha de Vox, pero la ley es la que es. Es cierto que podía haberse postergado la renovación de la JEC, pero la dirección de Sánchez ha venido defendiendo que en las instituciones ha de producirse el relevo a su tiempo. De hecho ha presionado al PP para que se avenga a la negociación —ahí sí debe mediar el acuerdo— para conformar un nuevo CGPJ, que acumula más de un año de retraso, y para renovar el Tribunal Constitucional o el Defensor del Pueblo.
"La representación, lo dice la ley, es proporcional al peso de cada uno. Ahí no hay un acuerdo político. Es matemático y punto", defienden en el PSOE
De este modo, el próximo lunes, 15 de junio, se prevé que los grupos presenten sus propuestas, a fin de que la Mesa las apruebe formalmente al día siguiente y se cierre el procedimiento. El siguiente paso es que se comunicarán al Gobierno los nombres y comparecerán los catedráticos ante la Comisión Consulta de Nombramientos del Congreso, en la que se evaluará su idoneidad para el cargo (el llamado 'hearing'). El CGPJ ya hizo sus deberes y el 20 de febrero informó a la presidenta de la Cámara Baja, la socialista Meritxell Batet, que los magistrados que postulaba son Miguel Colmenero, Concepción Ureste, Andrés Palomo, Esperanza Córdoba, Pedro José Vela, Fernando Pignatelli, María Luisa Segoviano y Ana Ferrer. Esta última, jueza progresista y uno de los siete magistrados del juicio del 'procés' que se siguió en el Supremo, es la única de este turno que repetirá.
Paloma Esteban
La 'mancha' del caso Betancor
Con las elecciones del 28-A, la demora fue mucho menor. Con el verano de por medio y unas Cortes que apenas funcionaron porque no fue posible la investidura de Sánchez —la oposición acusó a Batet de tener la Cámara muy parada—, el proceso se agilizó con el fin de las vacaciones. El 19 de septiembre, cinco días antes de que se disolvieran las Cortes rumbo al 10-N, quedó constituida la nueva JEC, con los magistrados Antonio Jesús Fonseca-Herrero e Inés Huerta de presidente y vicepresidenta. Los seis vocales jueces restantes eran Antonio Vicente Sempere, Francisco José Navarro, Luz García Paredes, Eduardo de Porres y José Luis Seoane Spiegelberg, además de la citada Ana Ferrer.
Ya pasaron por el examen de la Cámara Baja los cinco candidatos del Gobierno para la CNMC. Entre ellos, su nueva presidenta, Cani Fernández
La Junta anterior estuvo rodeada por la polémica, porque uno de sus miembros, Andrés Betancor, propuesto por Ciudadanos, estaba a sueldo del partido mientras ejercía su cargo de vocal en el órgano de administración electoral, que desempeñó entre octubre de 2017 y 2019 (su renuncia se conoció el 1 de julio). Esa compatibilidad, que se conoció a comienzos de este año, levantó una fuerte polvareda política justo poco antes de que la candidata favorita, Inés Arrimadas, se hiciera con las riendas del partido naranja tras la debacle del 10-N, librando una batalla contra su rival, el vicepresidente de Castilla y León, Francisco Igea.
Cani Fernández, candidata del Gobierno a la presidencia de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), durante su comparecencia en la Comisión de Asuntos Económicos del Congreso, el pasado 11 de junio. (Europa Press)© Proporcionado por El Confidencial Cani Fernández, candidata del Gobierno a la presidencia de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), durante su comparecencia en la Comisión de Asuntos Económicos del Congreso, el pasado 11 de junio. (Europa Press)Cani Fernández, candidata del Gobierno a la presidencia de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), durante su comparecencia en la Comisión de Asuntos Económicos del Congreso, el pasado 11 de junio. (Europa Press)
Los cinco nombres propuestos por los grupos para el nuevo mandato, que coincidirá con esta XIV Legislatura, se conocerán el lunes, pero la intención del PSOE es que repitan sus dos vocales, Juan Montabes y Consuelo Ramón, según indicaron a este diario fuentes de Ferraz.
Carlos Sánchez
Sí está a punto de renovarse la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). La Comisión de Asuntos Económicos del Congreso avaló este jueves los cinco nombramientos propuestos por el Gobierno: Cani Fernández como presidenta, Ángel Torres como vicepresidente, y Carlos Aguilar Paredes, Josep María Salas Prat y Pilar Sánchez Núñez como consejeros. Tras superar la oposición de PP, Ciudadanos y Vox, y recibir el respaldo de PSOE, Unidas Podemos, ERC y PNV, ya solo resta que su designación sea solemnizada en el Consejo de Ministros.